Control de concentración de CO2 en espacios de convivencia (oficinas, centros de estudio, locales comerciales, etc)

CO2 es un gas incoloro, inodoro e insípido que representa un riesgo potencial para la salud humana en altas concentraciones. Además, tras la experiencia vivida en los últimos tiempos, debida a la pandemia mundial del “CORONAVIRUS”, es de vital importancia monitorizar la buena ventilación de los espacios cerrados y un parámetro fiable y veraz, a la hora de determinar esta calidad de ventilación, en espacios con concentración de seres vivos es el CO2 ya que, nos ofrece datos sobre la concentración de aire “respirado” en la sala. 

Los efectos según la concentración de CO2 en humanos son los siguientes:    

  • 350-450ppm: Atmósfera típica. 
  • 600-800 ppm: Calidad del aire interior aceptable. 
  • 5000 ppm: Límite de exposición promedio superior 8 horas.
  • 3-8%: Aumento de la respiración y dolor de cabeza.
  • Por encima del 10%: Náuseas, vómitos, inconsciencia.
  • Por encima del 20%: Pérdida rápida del conocimiento, muerte. 

Estos efectos hacen que sea imprescindible la monitorización de la concentración de CO2 en ambientes con presencia de personas, con equipos fiables y precisos como la gama Vaisala. Con el sistema patentado por Vaisala, CARBOCAP, obtendremos valores precisos y fiables. Gracias a la tecnología NDIR (infrarrojo no dispersiva) de haz simple y de doble longitud de onda para medir el CO2, los sensores CARBOCAP son capaces de verificar constantemente su correcto funcionamiento, mediante constantes mediciones automáticas de referencia, que compensa cualquier cambio posible en la intensidad de la fuente de luz, y también la acumulación de contaminación y suciedad en la trayectoria óptica, dando lugar a un sensor que no tiene necesidad de calibración a lo largo de su vida útil.